Trabajar de voluntario es una  gran forma de conseguir una experiencia profesional además de hacer algo para beneficiar a la sociedad.  Muchas personas que buscan trabajar en el extranjero deciden hacerlo a través de un programa de voluntariado internacional.

Por voluntario se entiende a aquellas personas que sirven a una comunidad de forma libre y gratuita. Cualquier persona, en cualquier momento puede ser voluntario. Sin embargo,  no debes caer en el error de pensar de que al tratarse de  una actividad altruista no está organizada ni institucionalizada como lo están otras actividades.

La mayoría de trabajos de voluntario no son remunerados,  sin embargo algunos programas facilitan el transporte y se hacen cargo del alojamiento y la manutención del voluntario durante el tiempo que dure su estancia. Una opción que va ganando adeptos año tras años son las vacaciones solidarias.

¿Qué tipos de voluntariado existen?

Existen numerosos tipos de voluntariado dependiendo del colectivo al que la acción solidaria esté dirigida. Este hecho, implica que la variedad actividades de carácter voluntario que se pueden ejercer son muy numerosas así como el tiempo que los voluntarios les dedican.


Entre los tipos de voluntariado más conocidos están lo de cooperación al desarrollo, voluntariados medioambientales, con niños y animales o el voluntariado de tipo social. Dependiendo del colectivo con el que quieras trabajar, podrás buscar actividades solidarias concretas.

¿Qué requisitos hay que cumplir para trabajar de voluntario?

Dependiendo del tipo de voluntariado en el que quieras participar, los requisitos serán unos u otros. Para ciertos trabajos solidarios se necesita formación específica dado que las actividades que se desarrollan, especialmente aquellas relacionas con la sanidad y la educación.

Sin embargo, lo más normal es que antes de empezar a trabajar como voluntario la organización con la que vayas a colaborar te de un curso de formación específica que vayas a desarrollar, así como algunas estrategias para lidiar con situaciones a las que quizás no estés acostumbrado.