Trámites para trabajar en el extranjero

A la hora de emigrar al extranjero hay que tener en cuenta los requisitos para trabajar en cada país. Para buscar trabajo más allá de tus fronteras  es importante documentarse e informarse sobre los requisitos específicos.

Para los ciudadanos de la Unión Europea, la mayoría de estos trámites son inexistentes o mínimos gracias a los tratados de libre circulación entre los estados miembros. Sin embargo, si no posees pasaporte de la UE o piensas emigrar a otro estado no miembro, ten muy claro que deberás preparar numerosa documentación.

Preparar toda la documentación necesaria para trabajar en otro país requiere tiempo, dinero y una buena dosis de paciencia.

Cómo preparar los trámites y la documentación necesaria para trabajar en el extranjero

Investiga los requisitos específicos de cada país

Dependiendo del país de origen de los trabajadores extranjeros cada país puede tener diferentes requisitos para trabajar de manera legal. Lo primero que debes hacer es entender cuáles son esos requisitos.

Además, tramitar un visado de trabajo suele requerir una importante cantidad de dinero no sólo durante el periodo de tramitación, sino también para que te sea concedido. Algunos países obligan a demostrar a aquellos trabajadores que quieren emigrar a su país que disponen de los fondos suficientes como para empezar una nueva vida en el destino elegido.

Investiga qué documentos necesitas dependiendo del tipo de trabajo que vas a realizar

No todos los profesionales extranjeros tienen que presentar los mismos documentos. Si vas a trabajar con niños, por ejemplo, en muchos países deberás presentar documentos homologados sobre tu formación específica, sobre todo cuando vas a trabajar en áreas concretas como sanidad, educación, con niños….

En la mayoría de las ocasiones los propios empleadores te solicitarán este tipo de documentación.

Elegilibidad para trabajar en el extranjero

Algunos países tienen restricciones con respecto a los trabajadores de ciertas nacionalidades o trabajadores con problemas legales en sus países de origen. Para tramitar cualquier documento que te permita trabajar en tu país de destino de forma legal deberás probar que eres elegible. Normalmente el pasaporte, el certificado de nacimiento y el historial criminal  son los documentos que te van a solicitar.

Se meticuloso a la hora de recopilar todos los documentos necesarios

Es muy importante que guardes un orden a la hora de recopilar, rellenar todos los formularos, entregar a tiempo la documentación que se te solicitará en cada parte del proceso. Si te olvidas de entregar una papel o de firmar un documento o formulario, es muy probable que todo el proceso de obtener el visado o permiso de trabajo se retrase.

Cobertura sanitaria

Muchas personas, especialmente los estudiantes, subestiman la importancia de una buena cobertura sanitaria. Cuando te mudes a vivir al extranjero, ya sea para trabajar como estudiante o bajo contrato laboral, averigua qué tipo de sistema sanitario tiene el país y qué requisitos debes cumplir para poder acceder a los servicios médicos del mismo.

Es muy probable que debas contratar un seguro sanitario privado. Si te trasladas a vivir al extranjero con una oferta de trabajo firme, puedes preguntar a la compañía por este aspecto. En muchos países las empresas ofertan seguros sanitarios para sus empleados.

Emprender en el extranjero

Una última opción para trabajar en otro país es abrir tu propio negocio. Sin embargo, ten en cuenta que para algunos países existen requisitos específicos.

En Estados Unidos y Canadá existe lo que se conoce como el visado de emprendedores. Algunos países europeos también lo están implantando. Otros países obligan a los extranjeros a buscar un socio local. Investiga e infórmate sobre este tema si tienes la intención de emprender más allá de tus fronteras.